PRENSA

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, realizó ayer un discurso en el Capitolio en el marco de un acto realizado para homenajear a las víctimas de la Shoa, en la jornada en la que se conmemoró el Día del Recuerdo del Holocausto. El mandatario prometió que siempre apoyará al pueblo judío y a Israel, y que confrontará el antisemitismo: «Como presidente de Estados Unidos, siempre apoyaré al pueblo judío, y siempre apoyaré a nuestro gran amigo y socio, el Estado de Israel». Durante su discurso, Trump aseguró que «aquellos que niegan el Holocausto son cómplices de esa horrible maldad».