PRENSA

Pista sobre el robo del cartel de Auschwitz

El autor intelectual del robo del letrero de Auschwitz, perpetrado el viernes, podría ser un extranjero que vive fuera de Polonia, según revelaron ayer los fiscales de ese país encargados de la investigación.
La policía logró recuperar el cartel de metal, que colgaba en la entrada del campo con la frase “Arbeit Macht Frei” (“El trabajo libera”), y detuvo a cinco personas en relación con el robo, que desató una condena internacional generalizada, sobre todo en Israel y en las comunidades judías de todo el mundo.
“La persona que está detrás de este delito es alguien que vive fuera de Polonia y que no posee nacionalidad polaca”, dijo el fiscal Artur Wrona en una conferencia de prensa celebrada en Cracovia. “Nuestras acciones en los próximos días estarán enfocadas en identificar a esta persona, ubicada en un país europeo”, agregó.
Wrona, que acusó a las autoridades de Auschwitz de negligencia, no quiso dar más detalles o comentar las informaciones de la prensa polaca, que atribuyen la autoría intelectual del robo a un coleccionista sueco.
El robo del cartel de Auschwitz, un símbolo del Holocausto, desató temores a que hubiera una posible motivación política detrás del caso, pero las investigaciones se centran en un móvil puramente mercantil. Los cinco detenidos hasta ahora no tienen vínculos conocidos con grupos neonazis, según la policía polaca.
“Lo hicieron por dinero; ellos sabían dónde iban y para qué, pero eran realmente conscientes de la reacción que este robo podría causar”, señaló Wrona.
Durante la conferencia de prensa, la policía exhibió el letrero de metal, que fue cortado en tres partes para facilitar su traslado. Al cortar el cartel de cinco metros de largo, los ladrones (a los que les podría caer una condena de hasta diez años de cárcel) olvidaron la letra “i” de la palabra “Frei”. “No eran expertos, pero eran realmente baratos [de contratar]”, dijo Wrona.